Morgan, Lewis Henry

Indios micmac a mediados del siglo XIX, de autor anónimo
Nacionalidad: Estados Unidos
1818 - 1881
Antropólogo



Galería de obras


Comentario

No descubrió su vocación como antropólogo sino hasta tener una edad avanzada, después de trabajar como abogado. En sus años de juventud, se formó en la Academia Cayuga, en el estado de Nueva York, en territorio iroqués. Aquí fundó una fraternidad llamada Gordon Knot, con un esquema organizativo parecido a las sociedades secretas indias. También aquí conoció al indio Ely Parker, gracias al cual puedo entrar en contacto con los indios séneca. Su primer trabajo como abogado fue una causa en la que defendía intereses de los indios en unpleito comercial.
El largo y profundo contacto con las culturas nativas le animó a escribir en 1851 "League of the iroquois", el primer estudio monográfico sobre un pueblo indio. Interesado en la cultura iroquesa, describe y analiza no sólo sus costumbres, vivienda y lenguaje sino en especial una estructura política original, que describe como Federación de Naciones Iroquesas, una organización democrática creada para mantener la paz entre los iroqueses.
Halló que las relaciones de parentesco estructuraban al grupo y servían para establecer lazos y líneas que unían a los individuos en un sistema de obligaciones recíprocas. Igualmente, el resultado del análisis de los sistemas de parentesco orientó a la Antropología hacia el estudio de este tema, pues descubrió la importancia que las diferentes terminologías tienen para los sistemas culturales, pus sirven para organizar, clasificar y discriminar a los diferentes individuos y grupos y las relaciones que entre ellos se establecen.
Gracias a la participación en un proyecto de construcción del ferrocarril, pudo entrar en contacto en 1855 con los indios chipewa de Wisconsin, notando similaridades en su sistema de parentesco y el de los iroqueses. Igualmente, descubrió, a través de un misionero, un sistema igual en la India, con lo que halló que podía formular un tipo teórico y categorial de parentesco. Para lograr más ejemplos, contactó con el servicio consular norteamericano y la Smithsonian Institution, iniciando un vasto estudio comparativo que abarcó a 139 sociedades. El resultado fue su libro "Sistemas de consanguinidad y afinidad en la familia humana" (1870), el primer intento de sistematización y clasificación de los sistemas de parentesco.
Morgan no quedó en la pura descripción, sino que analizó la importancia que la terminología de parentesco tiene para los sistemas culturales. Así, afirmó que las terminología de parentesco en los pueblos primitivos son clasificatorias, porque reúnen a múltiples parientes en un mismo grupo, sin atender a las relaciones de consanguinidad o matrimonio. Por el contrario, los sistemas de parentesco de los pueblos semíticos utilizan terminologías descriptivas, que realizan distinciones de manera relativa entre parientes situados en línea directa, como "suegro", "yerno", etc.
Quizás su principal descubrimiento, en este sentido, es la relación entre los sistemas matrimoniales y los de parentesco, hallando que a determinadas formas de matrimonio corresponde un sistema de parentesco concreto.
Tras la lectura de Darwin, aplicó la teoría evolucionista al estudio de las culturas humanas, formulando que todas las culturas existentes en la actualidad han pasado por una misma serie de etapas, proponiendo que son siete los estadios evolutivos:
-salvajismo inferior, caracterizado por una economía basada en la recolección.
-salvajismo medio, con una alimentación y trabajo centrados en la pesca, y en el que las culturas comenzarían a usar el lenguaje y el fuego.
-salvajismo superior, con rudimentos tecnológicos como el arco y las flechas.
-barbarie inferior, caracterizada por la invención de la cerámica.
-barbarie superior, en el que se da la domesticación de plantas y animales en el Viejo Mundo, y la irrigación en América.
-barbarie superior, uso de armas y metales.
-civilización, caracterizada por la invención de la escritura.
El motor de esta evolución sería la propia lógica humana, que llevaría al surgimiento de procesos inventivos independientes en diferentes lugares del mundo. A pesar de situar a la civilización occidental en la cumbre de su sistema evolutivo, Morgan pensaba que en algunos aspectos los pueblos por él denominados primitivos serían superiores a los civilizados, pues carecían de propiedad privada en cuanto a recursos y bienes básicos -coincidiendo en su crítica con Rousseau-. Además, pensaba que aun podría existir un nivel más de civilización caracterizado por la propiedad colectiva de los recursos fundamentales.

Páginas relacionadas